El presidente electo de Guatemala, el socialdemócrata Bernardo Arévalo, denunció este viernes la existencia de un plan de "golpe de Estado" para impedir que asuma el poder en enero de 2024 tras ganar el balotaje del 20 de agosto."Existe un grupo de políticos y funcionarios corruptos que se niegan a aceptar este resultado [del balotaje] y ha puesto en marcha un plan para romper el orden constitucional y violentar la democracia", dijo Arévalo cuatro días después de que la justicia inhabilitara a su partido, Semilla. "Estamos viendo un golpe de Estado en curso", agregó en rueda de prensa. RELACIONADAS General Guatemala vive ‘un ataque político con herramientas judiciales’, dice experto constitucionalista